“Ordóñez se golpeó solo en el CAI; uno no es tan salvaje”: policía del ‘taser’

Compartir Publicación

Se trata de Juan Camilo Lloreda, expatrullero que entregó su testimonio cuando era buscado por la Fiscalía por los delitos de tortura y homicidio agravado.

El uniformado contó su versión de los hechos en los que falleció el estudiante de derecho Javier Ordoñez luego de ser agredido por agentes en una calle de Bogotá y ser llevado a un CAI, lo que ocasionó una de ola disturbios en la ciudad.

También puede leer: Mataron a Fernando en su taller; el sicario grabó la secuencia

“Yo le puse el ‘taser’, pero no en el pecho, se lo puse en la paleta. Se lo puse varias veces como apoyo. Uno no es tan salvaje… no se le apunta al cuello, a la cabeza, ni a los genitales, zonas que pueden afectar… ni en la cara”, le relató telefónicamente a Armando Vergara, policía retirado dedicado a defender a sus excompañeros de Fuerza.

En el diálogo, que fue publicado por Noticias Uno, el patrullero agregó que cuando Ordóñez fue llevado al CAI, comenzó a autolesionarse: “Hicimos un video de cuando se estaba pegando… Al parecer estaba bajo efectos [de drogas]”.

Al respecto, el expolicía Armando Vergara amplió detalles de lo que le habría narrado Lloreda, pues el fragmento de la conversación no fue mostrado por el informativo: “Le pregunté si a este señor lo mataron dentro del CAI y me dijo: ‘No, en ningún momento lo asesinamos. Lo recogimos, se ve que le aplicamos el ‘taser’, lo llevamos en la patrulla, lo dejamos en el CAI y él en el CAI empieza a golpearse contra las ventanas”.

Por otra parte, el patrullero agregó que arribó al lugar de los hechos por un supuesto conflicto en el que sujetos que no estaban en el sitio habrían golpeado a Ordóñez: “Ya le habían pegado un puño, lo acostaron y se paró como si nada. Ahí fue donde llegamos nosotros. El tipo [Ordóñez] era muy conflictivo”.

Por último, Lloreda, que habría estado a punto de fugarse antes de entregarse a las autoridades, habló de cómo se siente por lo ocurrido: “Estoy muy aburrido porque amo a la Policía y nunca pensé verme afectado o vinculado en un proceso como este”.

Por su parte, Vergara aseguró estar amenazado por defender al patrullero: “Me dicen en las redes sociales que en la próxima manifestación me van a quemar y que me dan a dar bala”.

Hasta el momento, Juan Camilo Lloreda y Harby Rodríguez, el otro uniformado que está bajo órdenes de la Fiscalía, no han aceptado cargos.

Por Pulzo

Compartir Publicación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir Chat
Quiero realizar una denuncia
Hola. ¿Cómo te puedo ayudar?